Los números enteros, los fraccionarios y los decimales pueden representarse en la recta numérica.

En la recta hay fracciones ubicadas exactamente en el mismo lugar que algunos números decimales. En esa circunstancia, las fracciones y los decimales son equivalentes.

Se debe recordar que para representar una fracción común sobre la recta numérica, hay que determinar la distancia de separación entre el cero y la unidad. Este espacio se dividirá de manera equitativa, tantas veces como indique el denominador, y se marcarán sólo aquellas que señale el numerador.