¿Qué es la ecología?

El concepto ecología puede ser definido como la relación que existe entre los organismos y su medio ambiente físico (luz, aire, agua, radiación solar, etcétera) y biológico (seres vivos, principalmente plantas y animales).

     El término ecología proviene del griego oikos (hogar) y comparte la raíz de economía, por lo tanto podemos decir que significa "estudio de la economía de la naturaleza". Si bien la ciencia medioambiental es la que se encarga del estudio del medio ambiente, la ecología colabora en la comprensión de los problemas que existen en él.


Para que exista equilibrio todo debe responder a un orden

La pobreza extrema es una de las principales causas del desequilibrio ecológico.

     Cuando una población, de cualquier tipo, no mantiene un cierto equilibrio entre su tamaño, la manera en que se reproduce y los recursos de los que puede disponer para sobrevivir, se produce un desequilibrio. Cuando éste se rompe sobrevienen catástrofes que van desde hambruna o epidemias, hasta una lucha encarnizada por la supervivencia de la especie; entonces sólo los más fuertes sobreviven.


Equilibrio en los ecosistemas

     En los ecosistemas los nutrientes deben obedecer a un ciclo de entradas y salidas proporcionales. La erosión, la tala de bosques y las cosechas extraen del suelo nutrientes que debe ser reemplazados para que el ecosistema no se debilite. Cuando sucede lo contrario, por ejemplo una sobrecarga de nutrientes, el resultado es una contaminación. Eso pasa con las aguas residuales urbanas e industriales que son arrojadas en grandes cantidades a los ríos y a los lagos; sus aguas enfrentan una alta demanda bioquímica de oxígeno que no poseen en cantidad suficiente para procesar todos esos nutrientes. Por una parte, esa contaminación destruye la vida animal y vegetal que los habita, pero por otra, favorece el desarrollo de microorganismos tolerantes a la descomposición, los cuales son agentes patógenos dañinos para los seres vivos.

     La enorme cantidad de nutrientes que se descargan en cuerpos de agua está ocasionando que los cuerpos hídricos se vean infestados de malezas acuáticas en una escala significativa (680 km2 en 268 lagos y embalses, 10,000 kilómetros de canales y 14,000 de drenajes), lo que ocasiona la proliferación de insectos y otros focos de enfermedades. En el tratamiento de las aguas residuales, el principal problema que enfrenta México es el bajo número de plantas de tratamiento que existen en el país.


México posee una gran biodiversidad

     A pesar de los problemas de desequilibrio ecológico y contaminación que enfrenta, nuestra nación aún cuenta con una biodiversidad de importancia mundial debido a que posee casi 10% de todas las especies conocidas del planeta, y se estima que de 30 a 50% de ellas son endémicas, es decir, sólo existen en México.

Debido a la contaminación de ríos y lagos, muchas especies marinas están en peligro de extinción.

     La biodiversidad alcanza su nivel más alto en la porción sur y tropical de México. Es el país que cuenta con el número más elevado de reptiles, el segundo en diversidad de mamíferos y el cuarto en la de anfibios y especies vegetales. También es rico en avifauna, con cerca de 1 060 especies, y constituye un área de invierno importante para muchas aves migratorias de Norteamérica, así como para la mariposa monarca.

     Los mares de México, que albergan más de 800 especies, contienen grandes cantidades de recursos pesqueros. Si bien el Océano Pacífico destaca por su cantidad, el Golfo de México sobresale por su diversidad.


Nuestro país aún alberga 1.3% de los recursos forestales mundiales

     Entre los ecosistemas principales están los bosques templados y tropicales, las tierras áridas, las semiáridas y las tierras húmedas, los cuales constituyen el 60% del territorio nacional. Los bosques tropicales húmedos y secos (13% del territorio) prevalecen en el sur de la República Mexicana, sobre todo en el estado de Veracruz, y en Chiapas, Quintana Roo y Yucatán, en ellos habitan especies tales como el jaguar y el tucán. En conjunto se han identificado 24,000 especies de flora y fauna (excluyendo invertebrados y plantas no vasculares).


¿Qué podemos hacer para colaborar al equilibrio ecológico?

     Las acciones que los ciudadanos podemos realizar tienen que ver con la educación y con la cultura ecológica. Algunas ideas útiles podrían ser:

  • Manténgase informado sobre los problemas de su comunidad en materia ecológica.

  • Colabore activamente, en el ámbito de su competencia, para mantener limpia su comunidad; las acciones pueden ser desde no tirar la basura en la vía pública, hasta preferir la compra de materiales reciclables.

  • Fomente en sus hijos actitudes y conductas de respeto al medio ambiente. Ayude a que la cultura ecológica forme parte de su vida cotidiana y de su educación formal desde pequeños.    

     La Tierra posee recursos limitados y todas las actividades humanas relacionadas con ella deberían también tener un límite. Sin duda la negligencia es el factor decisivo que rompe el equilibrio de la naturaleza. En la mano de los seres humanos está cuidar la casa que todos compartimos.